Pregunte a cualquier inversor experimentado sobre su estrategia más exitosa y probablemente responderá con tres palabras: diversificar, diversificar, diversificar. Desde tiempos inmemoriales, los seres humanos sabios han sabido que no deben poner todos los huevos en la misma canasta, no sea que esa canasta se caiga del vagón, y en ningún lugar se aplica este adagio más acertadamente que en el salvaje mundo de las criptomonedas.

Aunque no se puede acusar a la mayoría de los mercados bursátiles de ser aburridos en los últimos años, la volatilidad observada en las criptomonedas deja en la sombra los movimientos semanales de un solo dígito que se observan en las acciones. Como hemos visto en las últimas semanas, en cripto no es poco común un movimiento diario del 20%, ya sea hacia arriba o hacia abajo, lo que a menudo genera un panorama lleno de adrenalina.

Aquellos que observan y operan de cerca estos movimientos tienen estrategias complejas -y normalmente ritmos cardíacos elevados- que pueden producir resultados buenos, malos, pero normalmente mixtos. Sin embargo, los que tienen un trabajo a tiempo completo no pueden aprovechar las oportunidades que se presentan en una fracción de segundo y, en cambio, deben asegurarse de que sus portafolios de inversiones puedan mantenerse durante los periodos de volatilidad. 

Conceptos básicos de las stablecoins  

Aquí es donde entran las monedas estables. Para aquellos que no estén familiarizados con esta innovadora clase de activos -promovida por las finanzas descentralizadas (DeFi)-, las stablecoins son criptomonedas cuyos precios están vinculados a las monedas "fíat"del mundo real, predominantemente el dólar estadounidense. Hay diferentes tipos de monedas estables: algunas están respaldadas 1:1 por la moneda fiduciaria a la que están vinculadas, mientras que otras están respaldadas por una mezcla de diferentes criptomonedas, y otras utilizan algoritmos para mantener su valor cercano a sus objetivos.

USD Tether (USDT), USD Coin (USDC) y True USD (TUSD) son ejemplos de monedas estables respaldadas 1:1 por el dólar estadounidense, y USDC y TUSD realizan y publican auditorías periódicas para demostrarlo. DAI es un ejemplo de una stablecoin criptocolateralizada sin respaldo fiduciario, y Algorand y Frax son ejemplos de monedas estables algorítmicas que utilizan sofisticados ecosistemas de múltiples tokens y grupos de liquidez para mantener una paridad cercana a un dólar.

Talvez no resulte sorprendente que las monedas estables respaldadas por dinero fiduciario estén entre las más importantes, ya que los inversionistas suelen preferir el vínculo más fuerte con las monedas del "mundo real" que éstas aportan a sus portafolios de inversión. Diferentes tipos de stablecoins sirven para diferentes necesidades e intereses, pero si usted es nuevo en el mundo de las stablecoins y/o de las criptomonedas en general, una moneda estable con respaldo físico puede ser un buen punto de partida. 

Construyendo un portafolio de inversión estable 

Una tenencia de stablecoins puede ser una buena base sobre la cual construir o proteger un portafolio de criptomonedas. Esto se debe a que proporcionará un colchón cuando los mercados sean volátiles.

Si, por ejemplo, tienes un 50% de Bitcoin y un 50% de stablecoins en tu portafolio de 10.000 dólares, el día que Bitcoin caiga un 25% (¡como puede ocurrir!) entonces tu portafolio total sólo bajará un 12,5%, o 1.250 dólares, en lugar de 2.500 dólares como ocurriría si hubieras estado 100% en Bitcoin (¡siempre que el dólar estadounidense y/o tu stablecoin de elección no se hayan desplomado!). Por lo tanto, las stablecoins pueden proporcionar una barrera de seguridad que puede ayudar a los inversionistas a dormir un poco más tranquilos por la noche en tiempos más salvajes. 

La parte de tu portafolio que quieras proteger de esta manera dependerá del riesgo que puedas tolerar personalmente. Si lo importante es asegurarte de que el 50% de tu cartera estará siempre intacta, entonces esa es la cantidad que deberías tener en monedas estables.

Es importante tener en cuenta, sin embargo, que cuando el Bitcoin (o cualquier otra criptomoneda más volátil que poseas) se mueve en sentido contrario, se perderá ese crecimiento adicional. En el ejemplo anterior, si Bitcoin subiera un 25%, quienes tuvieran el 50% de un portafolio de 10.000 dólares en este activo ganarían 1.250 dólares, en lugar de los 2.500 dólares que ganarían si tuvieran todo en Bitcoin. 

Protección y crecimiento con renta fija

El equilibrio entre el riesgo y la rentabilidad es una parte esencial de cualquier estrategia de inversión: siempre hay que hacer una contrapartida, por lo que es importante pensar en la parte de la cartera que necesitas mantener "líquida", es decir, lista para gastar. Para decidirlo, puedes pensar en lo que necesitas y lo que quieres obtener de las inversiones, y en qué plazo. Como parte de esto, podrías planear reservar algunas monedas estables para comprar activos de mayor riesgo cuando los mercados caigan, aprovechando los precios más bajos. Hay varias opciones a tener en cuenta.

Una forma estupenda de aumentar tu portafolio sin dejar de protegerlo es asegurarte de que tu tenencia de stablecoins está generando ingresos. Retomando el ejemplo anterior, si el 50% de una cartera de 10.000 dólares que se encuentra en stablecoins está obteniendo un rendimiento porcentual anual RPA (APY) del 10%, entonces la cartera total crecería en 1.750 dólares si la mitad en Bitcoin creciera un 25% en un año. Por el contrario, solamente perderías 750 dólares si esa mitad en Bitcoin cayera un 25% en un año. 

Impulsando desarrollo mediante incentivos RPA (APY) 

Cuantos más intereses ganes con tus stablecoins, más podrás potenciar tu portafolio de inversiones mientras lo proteges. Con YIELD App, por ejemplo, los inversores pueden ganar hasta un 20% de RPA en USDC y USDT si también mantienen tokens YLD en sus billeteras. Cuantos más tokens YLD tengan, mayor porcentaje de RPA ganarán tanto en su moneda estable invertida como en más tokens YLD. Esto también permite a los usuarios participar en el crecimiento potencial del precio del token YLD, lo que puede impulsar aún más sus carteras de inversión. 

Además, en YIELD App no sólo pagamos intereses por las stablecoins, sino también por Bitcoin, la mayor criptomoneda, y Ether (ETH), la segunda criptomoneda en capitalización de mercado. Esto proporciona una protección aún mayor para la parte más volátil de los portafolios de los inversionistas, asegurando que continúen obteniendo ingresos mientras mantienen sus inversiones durante el tipo de caída brusca del mercado que hemos visto recientemente. 

Se trata de una gran estrategia integral para proteger un portafolio mientras se maximiza el crecimiento. Mantener una porción sólida de stablecoins proporcionará un fuerte amortiguador contra la volatilidad del mercado, garantizando que la parte más esencial de tu portafolio permanezca segura.

Sin embargo, asegurarse de que se obtienen ingresos de esa parte es también importante para aumentar la rentabilidad y proteger los bienes activos, mientras se obtienen ingresos de las tenencias más volátiles, lo que es aún mejor. La combinación de estos factores en un portafolio bien diversificado es, por lo general, una receta para el éxito de la inversión a largo plazo.

¿Quieres ganar hasta un 20% de RPA en tus USDC, USDT y ETH? ¡Abre una cuenta en YIELD App hoy mismo!